Análisis 02/10/2017 por Gabriel Llarena Ruiz

Review: Forza Motorsport 7 (Xbox One)

Han pasado 12 años desde el debut de Forza. Este año le toca a la serie Motorsport hacer su retorno después de dos años de ausencia. ¿Sigue siendo la propuesta más solida del género? ¿El actual rey de las carreras como se lo ha ganado? Es algo que vamos a responder a lo largo de la review.

Los juegos de carreras mayormente se basan en elementos específicos para destacar sobre otros, son juegos donde los gráficos y las físicas van de la mano explotando hasta donde se pueden el potencial de la máquina. ¿El rendimiento acaso es lo más importante? Es una de las prioridades, pero ningún juego de coches es uno propio sin los vehículos mismos. Coches que se pueden mejorar, ajustar, diseñar, vos sos el piloto, vos sos quien decide como jugar.

Este año Turn10 se enfoca en llevar los contenido al máximo posible. Viejas amistades y nuevos acuerdos juntos para intentar satisfacer a los fanáticos de la velocidad. Son aquellos que ven los juegos como Forza como un añadido importante en su pasión por el ruido de los motores, el sentir lo que es estar detrás de un volante, los que quieren que su propia experiencia en la vida real con su coche sea reflejada en un videojuego. Forza es un juego que se ha ganado su publico de apasionados, con muchos que incluso están involucrados en profesiones donde los autos son su vida diaria. Como dijeron hace mucho: acá son donde los sueños se conducen…

Así se nos presenta Forza todos los años: Como ese juego de carreras que quiere acércanos más al mundo del automovilismo. No siempre de una manera realista al pie de la letra, sino como una de esas experiencias que todos pueden disfrutar. Quienes buscan una experiencia más profesional van a encontrar lo que buscan y otros que solo quieren encender el motor y divertirse van a experimentarlo por igual. Entonces, ¿ya es tiempo de encender el motor?

LA COPA DE LOS FORZEROS:

Desde hace varias entregas pasadas el Modo Carrera ha intentando ser más llamativo y no presentarnos cientos de carreras, pequeños torneos o una lista de eventos divididos por categoría solamente. Con el paso de los años han aprendido a ofrecer más variedad, una mayor cantidad de eventos, pequeños momentos variados para que olvidemos por un momento. Damos inicio con la Forza Driver’s Cup, una extensa serie de competencias que nos obligará en el buen sentido a probar la mayor cantidad de coches y actividades posibles para avanzar a una nueva etapa.

Como es normal en estas modalidades vamos a comenzar con una demostración de potencia arriba del Porsche 911GT2 RS, el Mercedes Tankpool Truck y el Nissan NISMO GT-R LM para entender la clase de carreras vamos a encontrar, para luego empezar desde abajo, pero no tan abajo. Por un lado tendremos los campeonatos con una clase, tipo de coche o fabricante especifico y en el otro para distraernos un pequeño evento Showcase, de por ejemplo bowling, pasar por puntos de control o superar a rivales. Sigue el mismo camino que con los últimos Forza tratando de ser más vistazo, sumando comentaristas como Ken Block, Tanner Foust, Mark Roberts, Lyn St. James, y una buena cantidad de conductores, periodistas o diseñadores. Otro punto muy a favor, con la inclusión de camiones, NASCAR y Porsche hay más contenidos en el juego base, que previamente estos venían más por DLCs. Con 700 coches incluidos y una enorme listado de competencias sólo te hace querer imaginar que es lo que sigue.

Lo que es una lastima es que los Drivatars no están completamente desarrollados en estos momentos. La idea que nació con Forza Motorsport 5 era busca llevar a nosotros al juego de otro mediante un bot de IA basado en nuestra forma de conducción. Algo que funcione de manera dinámica y que no representa una inteligencia cuadrada sin nada que demostrar. En nuestra experiencia a menos que incrementará la dificultad y quitarás algunas de las ayudas que son recomendables tener activadas no tenía reto alguno, era muy sencillo y aburrido a veces, y luego recordé que no los veremos con vida hasta pasado un tiempo. El otro problema de estos bots es que una vez que los hayamos pasado a todos y puesto una distancia respetable ya no son un problema, a menos que seamos un desastre al volante y con la caja cambios. Es obvio que con el tiempo va a mejorar ya que los drivatars se nutren de los jugadores activos.

En la Copa vamos a notar algunos cambios con respecto al antecesor a pesar no representar una gran innovación. La primera es el nivel de coleccionista que se define por la cantidad de coches que tenemos en nuestro garaje. Cada coche suma cierta cantidad de puntos que nos acerca al siguiente nivel y desbloquea más eventos y nuevos vehículos para comprar. También abre la puerta a mejores recompensas. Nuestro nivel de conductor o habilidad general seguirá presenta, y el nivel de afinidad quedará eliminado tanto de la campaña como el multijugador.

La segunda cosa que queremos destacar es el regreso de los Mods, están herramientas introducidas en Forza Motorsport 6 que pueden darnos beneficios extras por cumplir objetivos adicionales en la carrera o superar dificultades extra. El sistema lo note más activo o más presente que en su antecesor. Los jugadores también van a notar que el sistema de cartas, como el REQ Pack de Halo 5 o Gears Pack de Gears of War 4 ya tiene su propia versión en FM7. No se sorprendan de ver algo que puede serles cómodo o que lo odien. La única diferencia es que es todo muy simplista y no es que hablamos de cartas que afecten por completo toda la experiencia como en shooters de Microsoft. Ya que tocamos un poco el tema de una experiencia personalizada con los Mods les comentamos que el juego también incorpora un editor de personajes sencillo. Podremos seleccionar sexo del conductor y entre decenas de trajes que van desde algunos orientados a la cultura popular o algo mucho más “pro´´.

UN ONLINE AGRESIVO:

Forza Motorsport 7 a pesar de su cantidad de contenidos y enormes horas de juego, se siguen presentando puntos negativos. Creo que hasta ahora el punto más flojo del juego resulta ser el mulitjugador, del cual necesita varios ajustes para una mejor experiencia. No tuvimos la chance de jugar partidas privadas porque se nos fue imposible por un error en los servidores (desconocemos las causas), lo que por naturaleza saltamos en grupo al matchmaking.

El gran problema de Forza es el ambiente toxico de la comunidad. No todos los jugadores son iguales pero un problema que sigue persistente desde hace muchos años en la saga, especialmente con la serie Motorsport. ¿Por qué? Al no haber penalizaciones como es el caso de Project CARS, todo se trata de la supervivencia del que no sea chocado apropósito por otro en la primera curva o sea vea involucrado en ello. No es imposible encontrar carreras con personas que sepan jugar bien, respetar dándote el paso de ser necesario, y con una actitud muy seria. Lamentablemente hay que seguir acostumbrados o jugar en grupos grandes de amigos.

Hemos detectado algunos problemas, y esto quizás por llegar a correr el juego en una simple Xbox One, pero las primeras veces que intente jugar al multijugador el juego mismo termino colgándose teniendo que iniciar nuevamente el juego. Otro de los errores molestos que vas a detectar es que al jugar en jugar en grupo y al estar en una Xbox Live Party extrañamente pasarás de chat de grupo a chat de juego sin haber presionado nada. Por suerte de momento no hemos detectado tantos problemas con los servidores o conexiones a la hora de jugar con varias personas en una partida publica, que es lo suficientemente estable para no sufrir por el lag. Al menos una de las mejoras es que la interfaz ahora te va a notificar mejor cuando hay un accidente adelante, ya sea un choque múltiple o no, para ser consciente de lo que pasa en la pista.

Debemos remarcar que algunas funciones no están activadas en el juego, como La Casa de Subastas, Forzathon, las Ligas o el uso de OneDrive. Para suerte nuestra no son completamente necesarias en estos momentos.

EL JUEGO MÁS LINDO DE CARRERAS:

Forza Motorsport se ha tomado sus años para brindar circuitos con eventos más dinámicos con el clima y el tiempo de día. No fue hasta FM 6 cuando los circuitos nocturnos y la lluvia llegaron, ¿cual es el siguiente nivel? Ahora la idea de los desarrolladores es que todo sea más natural aunque no veremos ciclos completos de día y noche todavía, y muchos menos todos los circuitos tienen cambios climáticos o los veremos a diferentes horas del día.

Lo que nos encanta de todo esto de Forzatech es que siguen explotando el hardware. Pese a no verlo en Windows 10, Xbox One S o la propia X con nuestros ojos. Si la versión del juego en la Xbox One normal se ve muy bien, ya estamos ansiosos de ver como se ve con mejores detalles cuando llegue el parche 4K. El juego a nivel técnico es muy impecable, frames muy estables, pequeños detalles, interiores de los coches mejorados, efectos de clima más trabajados.

Esta vez se juega mucho más con el clima, que en combinación con el sistema de nubes de Forza Horizon 3 se puede ver un espectáculo visual como creo que ningún otro en los juegos de carreras en Xbox One. Solo Forza es capaz de igualar a Forza. También hay que remarcar ahora que gracias a un clima más impredecible ya no sabemos siempre donde están los charcos. Imaginen que durante un momento de la carrera llueve de manera intensa, luego se calma, sale el sol, luego comienza nuevamente a formarse nubes de lluvia…

A nivel sonoro ya sabemos como trabaja Turn10. No tenemos quejas en general. Lo que podemos remarcar un poco es que la banda sonora original ahora se siente que funciona mejor con el ambiente.

¿VOLANTE O JOYSTICK?

Forza Motorsport 7 no es la experiencia de simulador que los ultra exigentes pueden pedir. Lo que tiene que el juego sea muy bien recibido es la cantidad de ajustes y opciones de dificultad, como el ABS, trazado o control de tracción, que hagan que se adapte muy bien a los controles de Xbox One a diferencia de otros juegos de la misma talla como Project CARS 2 o Assetto Corsa que son injugables con un mando de Xbox a la larga y son juegos pensados para jugarse con un volante.

En nuestra experiencia trasladar la experiencia de juego de un control a un volante nos parece que han terminado de adaptar bien los efectos de subviraje y sobreviraje. La física del del auto se traslada muy bien al volante pero tiene un radio de giro muy limitado lo cual le quita realismo en general. Recuperar el auto de un sobreviraje resulta muy difícil o casi imposible porque el movimiento que plantea realizar el juego no es del todo real, después de los primeros 90 grados de giro, el juego ignorará todo movimiento que realicemos, cosa a la cual creemos que ningún conductor de la vida real esta acostumbrado.

Efectos como al pisar el piano (curb en ingles) o irse de pista donde se sienten las imperfecciones, y sobre todo es increíble como se siente la perdida de tracción y dirección al pisar los charcos de agua. Por último, creemos que la gran cantidad de autos que tenemos a disposición en FM7 hace que el realismo y las particularidades de cada unidad se pierdan. Hablamos de una enorme diferencia de coches claro contra otros del mismo género, y estamos hablando de cientos de coches de diferencia. Atado a esto, no nos gusto que por ejemplo la caja de cambios hace ruido cuando uno desengrana un cambio sin embrague. Son detalles que observamos.

En Xbox One es una pena que el soporte para volantes este limitado a diferencia de la versión de Windows 10, aunque los desarrolladores hayan pensado hasta como jugar Forza con una guitarra de Guitar Hero. Las pruebas actuales en Xbox One las realizamos con un Logitech G920.

*Este análisis se hizo sobre la primera versión de Xbox One.

NOTA FINAL

CONCLUSIONES

8.5

Forza Motorsport 7 resulta ser un juego muy entretenido, una muy buena opción para los apasionados por el automovilismo, ¿pero aquellos que compran Forza año a año es necesario tenerlo ahora mismo? Si bien lo recomendamos mucho algunos pueden estar en duda si hace poco dieron el salto a FM 6. FM 7 es sólido como juego dentro del género, pero Turn10 está llegando al punto donde Forza debería dejar de ser anual. Tengamos en cuenta que este año Forza no está siendo un lobo solitario. Se que suena feo y podemos confiar en la calidad del producto, pero me pongo cada vez más dudoso personalmente con la IP.

A %d blogueros les gusta esto: